• Autor de la entrada:
  • Categoría de la entrada:Mejora tu vida
  • Comentarios de la entrada:1 comentario

Hace ya algunos años, mi hermana me regaló para mi cumpleaños la obra de Marta Cabeza llamada día a día con los ángeles. Consta de unas cartas y un libro. Ella lo describe así en su web:

“Es un libro-juego con 49 cartas de ángeles que con sus mensajes, reflexiones y meditaciones te ayudan a tomar conciencia de tu realidad cotidiana, conectando con tu guía o Ángel interno.

Tu intuición se despierta recordándote vivir tu presente dispuesto a recorrer el camino del corazón.

Aprende a confiar, a ser sencillo, y tu vida será sencillamente maravillosa”

La presentación es preciosa y los dibujos maravillosos. Se puede usar de muchas formas, la más común en mi caso es hacer una pregunta y escoger una carta :).

Es una bonita, sencilla y entrañable manera de entrar en contacto con tu ángel, sabiduría interior, universo o como le llame cada uno…. muchas gracias churri 😀

Así que he hecho con una pregunta especial y he decido compartir “mi” ángel contigo, ya entenderás porque ;):

Y la parte correspondiente del libro dice:

En el dibujo no hay laureles ni reconocimiento, sólo dos montañeros recorriendo camino. Uno ha llegado un peldaño más alto, se siente contento y orgulloso de haber llegado un poco más arriba y eso le hace sentirse fuerte como para ayudar a su compañero que necesita apoyo. El otro montañero está subiendo seguro, sin embargo comprende que le iría muy bien un empujón para subir un poco más, y pide ayuda humildemente para conseguirlo. Recuerda: “Sé humilde para pedir y siéntete orgulloso de dar”, de esa forma seguirás caminando.

Éste será tu éxito

[…]Tu camino es de aprendizaje, y en él tienes la oportunidad de ir reconociendo tus méritos, sintiéndote orgulloso de ellos, pero sin que estos se te suban  a la cabeza. Podrás entonces compartir lo aprendido y ayudar al que lo necesita y sepa pedirlo. Es decir, has de estar orgulloso de lo que sabes y abrirte a compartirlo, este orgullo note hará daño.

También has de intuir que apenas has empezado a aprender y necesitas seguir pidiendo ayuda al que sabe un poco más, no olvides entonces ser lo suficientemente humilde para pedir aquello que necesites. Dar y pedir te mantiene vivo, despierto en el camino.

Disfruta de tu ángel del éxito y gracias a las dulces Marta(s) que tanto colorean la vida 😉

Esta entrada tiene un comentario

  1. eva

    q bonito! =)

Deja una respuesta